Batch Cooking: Prepara la comida de toda la semana

El batch cooking es simple y lo cambia todo. 

Se trata de una tendencia que anima a planificar y a cocinar con antelación preparaciones de base para ahorrar tiempo durante la cocina. Gracias a esta técnica, adoptamos un hábito de cocina que nos permite comer de forma saludable durante la semana sin tener que pasar horas cocinando diariamente.


Como su nombre indica, el batch cooking es un método de cocina en lotes (del inglés batch, lote). Deberás elegir un día, para cocinar una serie de preparaciones que se puedan conservar durante tres o cuatro días y que combinarás durante la semana. Este método te ayudará a tener resueltas todas las comidas de lunes a viernes empleando muy poco tiempo en la cocina. 

 

¿Y qué más nos aporta?

Te permite ahorrar dinero, ya que con la lista de la compra solo compras lo que necesitas

Te asegura tener a punto en tan solo diez o quince minutos platos saludables y caseros con muy poco esfuerzo.


Cuando llegamos a casa, estamos cansados, sin inspiración y con pocas ganas de cocinar…. Una vez tengas integrada esta forma de organización, comer saludable durante la semana se convertirá en algo fácil y accesible incluso si tienes una agenda comprometida. 

 

 batch cooking


¿Por dónde empiezo? Vayamos paso a paso...

Se trata de dedicar unas horas (entre dos y tres) un día de la semana (normalmente suele ser el domingo) para cocinar una variedad de preparaciones y combinarlas después durante la semana.


  1. Coge bolígrafo y libreta, revisa tu agenda y planifica un menú semanal equilibrado con recetas base que puedas usar en diferentes días y que se puedan refrigerar o congelar fácilmente. No solo para la comida y la cena, sino también para el desayuno o la merienda. Por ejemplo, elegimos cocinar: 
  • Algo para el desayuno o merienda: un bizcocho de zanahoria.
  • Verduras: una crema de calabacín y unas espinacas al vapor.
  • Cereales: un arroz basmati hervido y unos macarrones con salsa de tomate.
  • Proteína: unas albóndigas a la jardinera y unos huevos hervidos.
  • Legumbres: unos garbanzos hervidos.

 

  1. Elabora una lista de la compra con todos los ingredientes que necesitarás para realizar las recetas base. Eso te permitirá ganar tiempo en el supermercado.

  1. Cuando ya tengas todas las recetas cocinadas, conservarlas en la nevera o congélalas en función de lo que vayas a comer. Utiliza tarros de cristal o recipientes herméticos para conservarlos mejor. Puedes guardar las preparaciones por separado, o con la combinación hecha.

Para la elaboración, te recomendamos empezar por las recetas que necesiten utilización del horno, sigue por las que debas cocinar al fuego y deja para el final las tareas de procesamiento sencillo y la limpieza.


Si no tienes mucha experiencia o no puedes dedicar un día o una tarde entera a cocinar tu batch cooking, puedes empezar con este sencillo truco: cocina siempre el doble. La próxima vez que entres en la cocina aprovecha para doblar las cantidades de tu receta, guarda o congela la mitad y podrás tener bases preparadas para cuando más las necesites. 

Compartir:

Dejar un comentario

Llena tu carrito de bienestar y salud

Aprovecha ahora las ofertas y completa tu carrito añadiendo otros productos que te puedan ayudar a mejorar tu calidad de vida
Maca Andina
19,99 €
Colágeno
14,99 €
Triptófano
15,99 €
Garcinia Cambogia
13,99 €

¿Estás listo?

Únete a la comunidad VITIA. Juntos alcanzaremos tus objetivos de salud y bienestar.